BLOG VECINAL ORIENTADO A LA DEFENSA DE LA CALIDAD DE VIDA DE QUIENES VIVIMOS EN EL NOA Y EN PARTICULAR EN LA HERMOSA CIUDAD DE SALTA "LA LINDA".
Contra los monocultivos y minería contaminantes y a favor de la Soberanía Alimentaria y de un Proyecto Nacional Sustentable

8 de abril de 2016

Bióloga del Conicet: "Los Transgénicos son Genocidas y Ecocidas"


Alicia Massarini, Dra. en ciencias Biológicas de la Universidad de Buenos Aires

 

El problema con esta tecnología es que no puede ser usada para el bien porque está diseñada, pensada y usada para maximizar la ganancia económica de corporaciones extranjeras.[...]


Alicia Massarini, Dra. en ciencias Biológicas de la Universidad de Buenos Aires que se desempeña como investigadora adjunta del CONICET, coautora de la séptima edición deBiología de Curtis, caracterizó a los productos transgénicos como "ecocidas y genocidas".


La científica propone que lo mejor es dejar atrás este modelo y "recuperar las producción diversificada de alimentos".


El modelo transgénico -que sigue Argentina- produce "commodities y no alimentos".


La científica fue entrevistada por La Gaceta, oportunidad en la cual advirtió que los transgénicos "no mejoran su valor nutricional", y que no solo afectan al medio ambiente y salud por el uso de agroquímicos, sino que ya existen estudios experimentales probando que su consumo a largo plazo produce enfermedades, en incluso muerte prematura.


La propaganda de Monsanto y sus cómplices es que los transgénicos "mejoran" el producto.Pero la realidad es otra.


"El discurso de quienes promovían esto fue que se mejoraría la calidad del producto, pero los transgénicos en el mercado confieren una ventaja económica al productor. No son amigables con el medio ambiente ni son alimentos", indicó la experta.


Economía


El problema con esta tecnología es que no puede ser usada para el bien porque está diseñada, pensada y usada para maximizar la ganancia económica de corporaciones extranjeras. Los cultivos orgánicos son más rentables.


"Todo lo demás se considera daños colaterales", sostuvo la Dra. En una medición realizada en el año 2014 por ArgenBío, la superficie total sembrada con transgénicos en Argentina fue de 24,3 millones de hectáreas. La científica explico que "Esto que producimos no son alimentos, sino commmodities para exportar y alimentar el ganado de los países centrales y de China. Es una falacia que se hable de que estamos contribuyendo a paliar el hambre del mundo, porque el hambre es cada vez más notable".


En una carta abierta, 1.381 científicos denunciaron el boicot de Monsanto contra el primer estudio de Gilles Eric Séralini, por lo que fue republicado en junio de 2014; ahora están investigando los graves efectos metabólicos evidenciados.


Pese a las falacias de "monsantontos" y promotores corporativos de Monsanto, en este momento los científicos no solo corroboran sino que además amplían el estudio que realizara primeramente el biólogo molecular Gilles Eric Séralini sobre la toxicología a largo plazo del maíz genéticamente modificado y su herbicida Roundup.


La transgénesis es peligrosa


"Se rompe la armonía que tiene ese genoma como sistema integrado. Esto puede traer efectos laterales no previsibles y no mensurables. Por ejemplo, la producción de proteínas o de sustancias que en el metabolismo se alteren y que funcionen como toxinas, que se puedan acumular", explicó Alicia Massarini.

Fecha Artículo: 8.7.15 Publicado por: Jorge Ramos

Fuentes
La Gran Epoca
EcoPortal

BWN Argentina
http://www.preparemonosparaelcambio.com/2015/07/biologa-del-conicet-los-transgenicos.html

http://despiertaalfuturo.blogspot.com.ar/2015/07/biologa-del-conicet-los-transgenicos.html 

RELACIONADO:
ENTREVISTA RADIAL (21.03.2015)
ALICIA MASSARINI (*)


(*) Doctora en Ciencias Biológicas de la Universidad de Buenos Aires. Investigadora Adjunta del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas de Argentina (CONICET). Profesora de la Maestría en Política y Gestión de la Ciencia y la Tecnología de la Universidad de Buenos Aires (UBA). Profesora de la Maestría en Enseñanza de las Ciencias en la Universidad Nacional de San Martín (UNSAM). Desde abril de 2011 Coordinadora de la Diplomatura Superior de “Enseñanza de las Ciencias. Enfoques para la Democratización del Conocimiento Científico y Tecnológico” en la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (FLACSO). Autora de numerosos artículos publicados en revistas internacionales en el área de la Biología Evolutiva y de libros, capítulos de libros, artículos y materiales para la formación docente orientados a la enseñanza de la biología con un enfoque CTS.

7 de abril de 2016

La OMS cifra en 12,6 millones las muertes anuales debidas a entornos poco saludables




ESCRITO POR IRUYA.COM- MIÉRCOLES 16 DE MARZO DE 2016
Unos 12,6 millones de personas mueren cada año debido a que viven o trabajan en entornos poco saludables, según un estudio de la Organización Mundial de la Salud (OMS) basado en los registros de 2012.

El documento, divulgado hoy, señala que esa cifra equivale a cerca del 25% del total de decesos globales.

La OMS indicó que las enfermedades crónicas contribuyen a la mayor parte de las muertes relacionadas con factores ambientales.

Tras la presentación del informe, la directora general de esa agencia de la ONU,Margaret Chan, subrayó la importancia de crear ambientes sanos para que la población goce de una buena salud.

“Si los países no toman medidas para fomentar entornos donde la gente viva y trabaje en condiciones saludables, millones de personas seguirán enfermando y muriendo muy jóvenes”, advirtió.

La OMS detalló que los fallecimientos debidos a la contaminación del aire, incluida la exposición al humo del tabaco, sumarían hasta 8,2 millones.

Las enfermedades no transmisibles como embolias, infartos, cáncer y padecimientos respiratorios representan dos tercios de las muertes debidas a entornos no saludables, apunta el informe.

Por otra parte, reporta que las defunciones causadas por enfermedades infecciosas a menudo relacionadas con agua contaminada, malas condiciones de higiene o exposición a la basura han disminuido gracias a un mayor acceso a los servicios de agua potable y saneamiento, así como a las vacunas y otros medicamentos.

Fuente: 

6 de abril de 2016

Preocupación por el aumento de muertes prematuras a causa del diesel


ESCRITO POR IRUYA.COM EL JUEVES 31 DE MARZO DE 2016 

IMAGEN ILUSTRATIVA

La polémica por las consecuencias sanitarias del uso de los motores diesel no cesa de dividir al gobierno de Francia. Especialmente, a causa del régimen fiscal aligerado que en este país goza aquel carburante.

Pero también por los peligros. Hace menos de tres años, dos conocidos activistas ecologistas han esgrimido cifras diferentes acerca del impacto sobre la salud que tiene el carburante: Yannick Jadot, eurodiputado de Europe Ecologie-Les Verts (EELLV), ha dicho en septiembre de 2013, en declaraciones a Liberation, que el diesel es el responsable «de 16.000 muertes por año»en Francia; Noël Mamère, diputado de Gironde, ha hablado de 42.000 fallecidos en France Info.

Las diferentes cifras aportadas por los ecologistas han desencadenado una intensa polémica en Francia, donde sus ciudadanos se preguntan cuál es la verdadera mortalidad asociada al uso del gasoil en el país.

La confusión es común, porque se tiende a identificar al diesel con las denominadas«partículas finas». Los motores diesel emiten, efectivamente, estas partículas en suspensión, que son conocidas por provocar cáncer y enfermedades respiratorias. Según un informe del programa Clean Air for Europe (CAFE) de la Comisión Europea, fechado en el año 2000, estas partículas serían responsables de al menos 42.000 muertes prematuras por año en Francia.

Otro estudio europeo, realizado en nueve ciudades francesas, cuyo conjunto poblacional asciende a 12 millones de habitantes, estima en 2012 que 3.000 decesos prematuros son debidos a las mismas partículas. Extrapolando estos datos a la población total, «un cálculo aproximado nos da unas 15.000 muertes en Francia», explica Le Monde. Es esta la cifra avanzada por Pascal Canfin, el ministro EELV delegado para el Desarrollo, el pasado miércoles 11 de septiembre de 2013, cerca de la fecha del anuncio de Yannick Jadot.


LA PARTE DEL DIESEL, LA GRAN DESCONOCIDA
Resulta casi imposible estimar la responsabilidad de los motores que funcionan a gasoil en estas miles de muertes prematuras. Agnès Lefranc, directora adjunta de Salud y Medio Ambiente del InVS, ha dicho en una entrevista concedida al Nouvel Observateur que «ya es difícil de evaluar el número de muertes vinculadas a la polución atmosférica (...) no tenemos ningún elemento para medir el impacto del diesel en particular».

En efecto, las partículas finas son también emitidas por la calefacción a leña, las chimeneas de las fábricas y la agricultura. La parte del transporte ligada a estas emisiones se sitúa en torno al 15%. Esta proporción aumenta notablemente en las ciudades y alcanza el 45% en la región Ile-de-France, en donde se halla situada París, según La Tribune.

Según el Institut Français de l'Environnment, en 2004, del conjunto del parque automotor francés, el 60% de los vehículos funcionan con gasoil y rechazan el 87% de las partículas finas; contra el 12% de los motores a gasolina no catalizados.


UNA CERTEZA: EL DIESEL ES CANCERÍGENO
Sobre que el diesel es nocivo para la salud no hay ninguna duda. La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha clasificado en 2012 el gas de escape de los motores diesel entre las sustancias cancerígenas para los seres humanos.

Esta decisión ha sido fundamentada en las investigaciones del Centre International de Recherche sur le Cancer (CIRC), que ha demostrado que la exposición a estas emisiones está asociado a un riesgo de adquirir cáncer de pulmón. Los expertos han advertido también de un riesgo aun más elevado de cáncer en la vejiga. Los motores emiten, entre otros, el dióxido de nitrónego (NO2), responsable de enfermedades respiratorias y cardiovasculares.


REACCIONES RECIENTE
Hoy mismo, la senadora ecologista de Seine-Saint-Denis y vicepresidenta de la Comisión de Asuntos Sociales del senado francés, Aline Archimbaud, ha reavivado la polémica al declarar en un programa de radio que se estima en 40.000 el número de muertes prematuras vinculadas al diesel.

Sus declaraciones han sido recogidas por el comunicador marsellés Jean-Marc Morandini.

Fuente: FranceTVinfo

15 de marzo de 2016

BARRIO 20 DE FEBRERO: INCENDIO EN LA FABRICA "LA ESPAÑOLA"



La planta industrial ubicada en calle Repùblica de Siria Nº 1426, perteneciente a la empresa Papas Fritas "La Española" sufriò nuevamente el incendio de sus instalaciones a las 9.15 am. de la mañana del 15 de Marzo de 2016. Se trata del cuarto incendio ocurrido en el lugar, distante catorce cuadras de Plaza 9 de Julio, que puso en alerta a los vecinos a causa de las emanaciones y  fue ràpida y eficientemente contenido gracias a la intervenciòn  de Policìa de la Provincia, Bomberos, 105 Prevención y Emergencias y la Brigada Solidaria. Los vecinos se preguntan, ante la crònica repeticiòn  de èstos episodios que afectan su calidad de vida, cuàl serà el momento en que las autoridades municipales tomaràn conciencia de los riesgos que implica sostener que una fàbrica de mas de mil m2. y alto impacto ambiental, edificada en un predio pequeño, sin pulmòn ecològico y rodeada de viviendas y decidiràn derivarla al Parque Industrial, lugar indicado para el funcionamiento normalizado de emprendimientos de tanta envergadura, protegiendo con esa acciòn la salud y la tranquilidad de los residentes del Barrio 20 de Febrero.












RELACIONADO: Contaminacion en el Barrio 20 de Febrero

23 de febrero de 2016

SALTA: Intoxicación por fumigación en los cultivos, el asesino silencioso




La red de médicos que trabajan en las zonas sojeras asegura que cambió el patrón de enfermedades. La tasa de abortos espontáneos llega al 19 por ciento. Afirman también que aumentó la infertilidad


Fumigación

SALTA.- Con el corrimiento de la frontera agrícola en el país, las grandes extensiones de sojas comenzaron a crecer en forma exponencial en Salta en los últimos 15 años, igual que las fumigaciones algo que según los médicos que trabajan en las aéreas sojeras cambió el patrón de enfermedades con un aumento de casos de cáncer en las poblaciones cercanas a las zonas de explotación.

La red de médicos que trabajan en las zonas sojeras asegura que cambió el patrón de enfermedades. La tasa de abortos espontáneos llega al 19 por ciento. Afirman también que aumentó la infertilidad y los nacimientos con malformaciones. “Los problemas respiratorios son mucho más frecuentes y vinculados a las aplicaciones, igual que las dermatitis crónicas; de la misma manera, los pacientes epilépticos convulsionan mucho más frecuentemente en época de fumigación, son más frecuentes la depresión y los trastornos inmunitarios.

Se registran altas tasas de abortos espontáneos (hasta del 19%) y aumentó notablemente las consultas por infertilidad en varones y mujeres. Los rebaños de cabras de los campesinos y originarios registran, en algunas zonas, hasta un 100% de abortos vinculados a la exposición con pesticidas. Se detecta también un aumento de trastornos tiroideos y de diabetes. Cada vez nacen más niños con malformaciones, especialmente si los primeros meses del embarazo coinciden con la época de fumigaciones”, señala un informe de la Red de Médicos de Pueblos Fumigados, realizado en poblaciones de La Pampa, Salta, Jujuy, San Luis y Catamarca y casi en su totalidad en Chaco, Santiago del Estero, Córdoba, Santa Fe, Buenos Aires, Corrientes y Entre Ríos, en 2011.

El informe consigna además que los pueblos fumigados también presentan un cambio en sus causas de muerte. “Según los datos de los registros civiles a los que hemos podido acceder, encontramos que más del 30% de las personas que mueren en estos pueblos fallecen por cáncer, mientras que en todo el país ese porcentaje es menor a 20%”, asegura el trabajo firmado por el doctor Medardo Ávila Vázquez. La aplicación de los pesticidas en los cultivos varían de acuerdo a las condiciones climáticas imperantes en el lugar.

Temperatura y humedad son los principales factores que se toman en cuentan para determinar los volúmenes y frecuencia de las fumigaciones. En Salta, respondiendo a estos requerimientos se aplican mayores cantidades de dosis. En las zonas de fumigaciones el cáncer es la principal causa de muertes y en niños, las malformaciones.

A nadie escapa que las condiciones ambientales obligan a los productores y a los empresarios sojeros a utilizar mayores cantidades de agrotóxicos en las fumigaciones, la dosis por hectárea, por ejemplo de glifosato, que se aplica en Córdoba y Santa Fe, en los últimos años ha llegado a 12 y 15 litros, pero en Salta debido al exceso de calor y a la humedad, se están aplicando dosis que van de 20 a 25 litros de glifosato por hectárea, lo cual aumenta la toxicidad de las poblaciones que están expuestas.

Esto se nota en la población de peones y operarios rurales en donde el impacto es sumamente grande y la mortalidad es muy elevada. Los estudios demostraron que el glifosato, cipermitrina, que se usa tanto en el noroeste argentino, produce alteraciones en las moléculas de ADN, de las células, lo cual hace que no se transcriban los mensajes genéticos de manera correcta e incluso inducen a la pérdida de los embarazos y en caso de llegar a su culminación, las tasas de niños que nacen con malformaciones es 3 o 4 veces más elevadas que las que hay en las ciudades de la Argentina.

Desde hace años en la provincia se están aplicando los fungicidas para hongos que son comunes en la soja y poroto, en especial en verano cuando las condiciones climáticas son propicias para su aparición. El fungicida más común es el carbendazim, extrobirulina, triazoles, que se aplican a enfermedades de fin de ciclo. Pero el repertorio químico es más amplio y tiene como función controlar, prevenir o destruir cualquier plaga, incluyendo aquellos transmisores de enfermedades humanas.

Una de las clasificaciones es de acuerdo a la plaga: si son insectos, insecticidas; si son hongos, funguicidas; si son aves, avicidas; ácaros, acaricidas; nematodes, nematicidas; lombrices, vermicidas; y plantas (malezas), herbicidas. Oscar Delgado, integrante del Centro de Acción Popular Olga Marques de Aredes (CAPOMA), en declaraciones periodísticas efectuadas a FM Noticias aseguró que “crecieron más de un 300% las enfermedades de cáncer, se incrementan los casos de malformaciones congénitas y en la zona de Anta se registraron cinco abortos de embarazadas en días de fumigaciones”.

Medidas preventivas

Tras sendas presentaciones judiciales y manifestaciones públicas en noviembre de 2011, la Justicia ordenó suspender todas las fumigaciones aéreas y terrestres con agroquímicos en las cercanías del pueblo de Antillas, ubicada a 60 km de la Ciudad de Rosario de Lerma. Las fumigaciones se estaban realizando sobre unas 5.000 hectáreas cultivadas con soja que rodean al pueblo y que afectaban la zona residencial. Los vecinos señalaron que, desde que comenzaron las fumigaciones, niños y adultos empezaron a tener problemas respiratorios, en la piel, disminución de la vista y otras complicaciones.

Ante esta situación presentaron un amparo en el Juzgado Correccional Nº 2 del Distrito Judicial Sur, a cargo de Carolina Poma. La sentencia judicial prohibió todo tipo de fumigaciones terrestres, mecánicas o manuales, dentro de la franja de los 300 metros del límite urbano de Antillas. El fallo también prohibía las fumigaciones aéreas a 1.500 metros del límite urbano y que los aviones sobrevuelen el pueblo, ni aun después de haber agotado la carga. También quedó prohibida la circulación de los fumigadores terrestres, denominados “mosquitos”, por la zona urbana.

En Rosario de la Frontera, uno de los departamentos con mayor desarrollo agrícola de la provincia, el Concejo Deliberante, en marzo del 2012, estableció por ordenanza la obligación que los productores deben notificar a la secretaría de la Producción con 72 horas de anticipación a la pulverización en los campos. Esta es la última medida complementaria que toma el cuerpo y es ampliatoria de las ordenanzas que regulan la actividad y que fueron promulgadas en el 2005.

La ordenanza municipal, en vigencia , crea una zona ambientalmente protegida, conformada por las zonas urbanas, suburbanas, los núcleos poblacionales y las escuelas rurales ubicadas dentro del ámbito municipal y garantizar, así, la protección de la salud de los habitantes y del medio ambiente frente a las pulverizaciones con agroquímicos.

La Ordenanza, que lleva los números Nº 2828/05 prohíbe la aplicación de plaguicidas agrícolas dentro del radio de 3 km a partir del perímetro de la zona urbana. Además limita el uso de agroquímicos en lugares próximos a caseríos lindantes a lotes de uso productivo, por ejemplo, si existen cursos de aguas o lagunas en las proximidades de los lotes a tratar se establece una distancia de 50 metros.

También prohíbe el uso de productos fitosanitarios considerados por la Organización Mundial de la salud como muy peligrosos. Para los infractores, la ordenanza establece multas de hasta 200 litros de gasoil. Según un informe de la Red Universitaria de Ambiente y Salud publicado en 2011, en Argentina se utilizan cada año 300 millones de litros de agroquímicos y 12 millones de personas corren riego de sufrir problemas respiratorios, dermatitis crónicas, convulsiones y trastornos.


Fuente

RELACIONADO:


SITUACIÓN ACTUAL DE LA CONTAMINACIÓN POR PLAGUICIDAS EN ARGENTINA



AGROQUIMICOS: IMPACTO DE LA INTOXICACION SUBCLINICA EN PEDIATRIA.




RELACIÓN DE PESOS AL NACER CON LA PROCEDENCIA DE LA MADRE

19 de febrero de 2016

Los tóxicos cotidianos influyen en el desarrollo mental de la infancia




Miguel Jara migueljara.com
mie, 17 feb 2016


El proyecto Denamic concluyó cuando terminó 2015. Han sido cuatro años en los que varios grupos de científicos de centros de investigación europeos (tres de ellos de Valencia) han estudiado cómo influyen las sustancias tóxicas cotidianas a bajas dosis en el sistema nervioso infantil. Los resultados advierten sobre la neurotoxidad y efectos permanentes en el cerebro de niños y confirman que existe una "pandemia silenciosa".

Los resultados del proyecto Denamic (Developmental Neurotoxicity Assessment of Mixtures in Children) pueden consultarse en la web de la Comisión Europea, el Gobierno de la UE. Yo he tenido conocimiento del asunto gracias al blog de María José Moya, afectada por Sensibilidad Química Múltiple (SQM) que ofrece toda la información.

Las conclusiones de este gran estudio vienen a constatar lo que ya sabíamos, que la exposición a productos químicos contaminantes, incluso a bajos niveles, puede afectar al desarrollo cerebral de los niños. Ello se produce durante la gestación, la lactancia y en edades tempranas y puede influir en su desarrollo cognitivo y motor.

Esto es clave para entender la aparición de trastornos como el déficit de atención, autismo o ansiedad.

El objetivo del trabajo Denamic ha sido crear métodos y herramientas para analizar las consecuencias de esta exposición a productos químicos contaminantes en las fases donde se produce la parte principal del desarrollo cerebral.

El cerebro en desarrollo es, en muchos casos, la diana más sensible a los efectos de estas sustancias.

Uno de los particnates españoles en el estudio euroepeo ha sido el Centro de Investigación Príncipe Felipe (CIPF) de Valencia, liderado por Vicente Felipo.

Su laboratorio se ha encargado de caracterizar los efectos de la exposición a diferentes tipos de pesticidas y otros contaminantes sobre distintos aspectos de la función cognitiva y sobre la actividad y coordinación motoras.

También ha analizado los mecanismos moleculares por los que los contaminantes inducen estos efectos. Además, ha identificado el papel de la neuroinflamación en hipocampo y de alteraciones en la neurotransmisión del cerebelo sobre las alteraciones en el aprendizaje y la coordinación motoras inducidas por pesticidas.

Distintos pesticidas inducen efectos diferentes y estos efectos son también distintos según el género dependiendo de la función neurológica evaluada. Él ha sido quien ha advertido de que la exposición a este tipo de contaminantes es una "pandemia silenciosa".

¿La razón? Pues porque aunque este problema afecta a millones de niños en todo el mundo, como los niveles de exposición son muy bajos es difícil relacionar estas afecciones con hechos como que la madre haya ingerido mercurio durante la gestación, por ejemplo a través del pescado.

Como escribo, el proyecto ha tenido una duración de cuatro años, desde enero de 2012 hasta el 31 de diciembre del 2015 y ha dado lugar a numerosas publicaciones. Sus resultados proporcionarán a la Unión Europea y a la Organización Mundial de la Salud (OMS) resultados, metodología y recomendaciones para gestionar los riesgos de la exposición a contaminantes químicos.

El equipo investigador ha producido un reportaje (en inglés) titulado Young Minds at Risk?, que advierte sobre la neurotoxicidad de contaminantes presentes en alimentos, en el agua y en otros productos como insecticidas y cómo afecta a los niños la exposición a estos contaminantes:





No puedo evitar recordar que mientras se desarrolla la epidemia por el virus zika en países como Brasil. Allí hay asociaciones de médicos que apuntan al uso de insecticidas en el agua potable como posible causa de los casos de microcefalia. Pesticidas como el piriproxifen dañan el sistema nervioso de los mosquitos que transportan el dengue o el zika.

La OMS avala el producto y el Gobierno de Brasil desmiente a los médicos diciendo que hay localidades donde hay microcefalia pero no se usa ese tóxico. Dicen las autoridades sanitarias que no hay estudios epidemiológicos que verifiquen esa relación de causalidad. Razón de más para hacerlos con urgencia pues trabajos como el Denamic lo que hacen es apuntar en una dirección similar.

Estos datos ayudarán a la Unión Europea en la legislación sobre potenciales neurotóxicos y a marcar los niveles tolerables de estas sustancias, han indicado las mismas fuentes. Yo parto de la base de que no hay niveles tolerables para todas las personas por igual, unas aguantan mejor que otras según qué niveles.

Hay personas que no metilan, desintoxican, bien determinadas sustancias, como metales pesados, porque su constitución genética no es la idónea. Esas personas pueden desarrollar intoxicaciones crónicas por ello a niveles muy bajos de exposición.

Tampoco puedo evitar recordar al leer las citadas conclusiones de este estudio la "epidemia" de diagnósticos de autismo y Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad en la infancia de los países occidentales.

Polémicas "modas farmacéuticas" aparte sobre el concepto TDAH, el estudio viene a demostrar que es cierto lo que ya se conocía también, que los niños/as pueden padecer falta de atención, por ejemplo en la escuela, propiciada por intoxicación crónica con productos tóxicos cotidianos. Éstos llegan a su organismo a muy bajas dosis pero durante mucho tiempo (desde la propia gestación) y provenientes de muchas y diferentes sustancias y fuentes.


FUENTE

13 de febrero de 2016

Médicos argentinos y brasileños señalan como posible causa de las microcefalias al uso de un larvicida químico en los suministros de agua potable

por NOTICIASDEABAJO • 10 FEBRERO, 2016

Por Claire Robinson, 10 de febrero de 2016

GMWatch.org.


¿Se ha culpado erróneamente al virus Zika y a los mosquitos transgénicos?
Imagen: blog.ecovec.com

Un Informe (pdf) de la Organización de Médicos de Pueblos Fumigados de Argentina no correlaciona la epidemia del virus Zika en Brasil con los casos de microcefalia en los recién nacidos.

El aumento de este defecto de nacimiento, en el que el bebé nace con una cabeza anormalmente pequeña y que con frecuencia también presenta daño cerebral, fue rápidamente relacionado con el virus Zika por el Ministerio de Salud de Brasil. Sin embargo, de acuerdo con los Médicos de Pueblos Fumigados, el Ministerio no comprobó que en las zonas donde han aparecido más personas enfermas se utilizó un larvicida químico, que se sabe produce malformaciones en los mosquitos, en los suministros de agua potable en el año 2014. Este veneno, el piriproxifeno, se ha utilizado en un programa controlado por el Estado para erradicar los mosquitos que transmiten enfermedades.

Los médicos añaden que el piriproxifeno es fabricado por Sumimoto Chemical, una empresa japonesa que mantiene una relación estratégica con Monsanto. El piriproxifeno es un inhibidor del crecimiento de las larvas de mosquitos, alterando el proceso de desarrollo de larvas a pupas y a adultos, provocando malformaciones en el desarrollo de los mosquitos, matándolos o inhabilitándolos para reproducirse. Actúa como una hormona juvenil de insectos o juvenoides (pdf), y tienen el efecto de inhibir el desarrollo para impedir alcanzar las características de los insectos adultos (por ejemplo, alas o unos genitales externos maduros) y el desarrollo reproductivo. Es un disruptor endocrino y es teratogénico (causa defectos de nacimiento).

Los Médicos Argentinos comentaron: “Las malformaciones detectadas en miles de niños de mujeres embarazadas que viven en zonas en las que el Estado brasileño añadió piriproxifeno al agua potable no es una mera coincidencia, a pesar de que el Ministerio de Salud eche la culpa directamente al virus Zika de provocar estos daños”.

También dijeron que tradicionalmente se ha considerado la enfermedad producido por el virus Zika como benigna, y nunca se ha asociado con defectos de nacimiento, incluso en las zonas donde infecta al 75% de la población.

El larvicida químico, probable causante de los defectos de nacimiento

El piriproxifeno se ha introducido en Brasil no hace mucho tiempo; el aumento de los casos de microcefalia es un fenómeno relativamente nuevo. Podría considerarse el larvicida como un factor plausible causal de microcefalia, mucho más que los mosquitos transgénicos, a los que se ha culpado de la epidemia de Zika y por lo tanto de los defectos de nacimiento. No hay pruebas sólidas para apoyar la idea de que hayan sido los mosquitos transgénicos la causa de la epidemia de Zika, ni de los casos de microcefalia. De hecho, de los 404 casos confirmados de microcefalia en Brasil, sólo en 17 (4,2%) ha dado positiva la prueba de la presencia del virus Zika.

Los expertos brasileños en salud están de acuerdo en que el principal sospechoso es el piriproxifeno

El Informe de los Médicos Argentinos, que también se ocupa de la epidemia de dengue en Brasil, coincide con las conclusiones de un Informe técnico presentado por los médicos brasileños sobre el brote de Zika y con los investigadores de salud pública Abrasco.

Abrasco también correlaciona el piriproxifeno como una causa probable de microcefalia. Se reprueba la estrategia de control químico de los mosquitos portadores del virus Zika, contaminando el medio, así como a las personas y, sin embargo, no se reduce el número de mosquitos. Abrasco sugiere que esta estrategia, que parece impulsada por los intereses comerciales de la Industria Química, que está profundamente arraigada en los Ministerios de Salud de América Latina, así como en la Organización Mundial de la Salud y la Organización Panamericana de Salud.

Abrasco nombra a la empresa británica de insectos transgénicos Oxitec, como parte de los lobbies empresariales que están distorsionando los acontecimientos sobre el virus Zika para satisfacer sus intereses lucrativos. Oxitec vende mosquitos transgénicos, los cuales son estériles y los comercializa como un producto para combatir la enfermedad, una estrategia condenada por los médicos argentinos, por ser un “fracaso total, a excepción de los pingües beneficios de la empresa suministradora de los mosquitos”.

Los pobres sufren más

Tanto los médicos argentinos como los brasileños y los investigadores, están de acuerdo en que la pobreza es un factor clave que se ha descuidado en la epidemia de Zika. Abrasco reprueba al Gobierno de Brasil por su “ocultación deliberada” de las causas económicas y sociales: “En Argentina y en toda América, las poblaciones más pobres y con menos acceso a los servicios de saneamiento y agua potable, son las que más sufren el brote”. Los Médicos Argentinos están de acuerdo, afirmando que “la base sobre la cual progresa la enfermedad se encuentra en la desigualdad y la pobreza”.

Abrasco añade que la enfermedad está estrechamente relacionada con la degradación del medio ambiente: inundaciones causadas por la tala, el uso masivo de herbicidas en los cultivos transgénicos de soja tolerante a los herbicidas, y los impactos de la minería.

La idea de que la degradación ambiental puede ser un factor de propagación de Zika es respaldado por el Dr. Dino Martins, un entomólogo de Kenia. Martins dijo que “la explosión de mosquitos en las zonas urbanos es lo que está impulsando la crisis de Zika” causada por “la falta de diversidad natural, que de otra manera mantendría las poblaciones de mosquitos bajo control, y la proliferación de residuos y la falta de disposición de algunas zonas que proporcionan un hábitat artificial para la reproducción de los mosquitos”.

Actuando desde las comunidades

Los médicos argentinos creen que la mejor defensa contra Zika es “actuar desde la comunidad”. Un ejemplo de este tipo de acciones se presentó en una información de la BBC sobre el virus del dengue en El Salvador. Un criadero preferido por los mosquitos portadores de la enfermedad son los recipientes de almacenamiento de agua estancada. Los salvadoreños han comenzado a mantener peces en los contenedores de agua y los peces de alimentan de las larvas de mosquito.


En El Salvador los pececillos zambos han logrado establecer un control biológico del mosquito. Foto: AFP

El dengue ha aparecido junto con los mosquitos que transmiten la enfermedad. Y hasta hora, no han aparecido casos de Zika tampoco.

Programas simples pero efectivos como éste están siendo descuidados en Brasil en favor de programas respaldados por las Corporaciones, que aplican pesticidas y liberan mosquitos transgénicos. Esto se sabe y está comprobado, y pueden estar causando más daños que los mosquitos que se trata de erradicar.

Notas

1.- Informe de Médicos de Pueblos Fumigados sobre Dengue-Zika y fumigaciones con venenos químicos

2.- Nota técnica sobre microcefalia e doenças vetoriais relacionadas ao Aedes aegypti: os perigos das abordagens com larvicidas e nebulizações químicas – fumacê

—————————-

Procedencia del artículo:
http://gmwatch.org/news/latest-news/16706-argentine-and-brazilian-doctors-name-larvicide-as-potential-cause-of-microcephaly

FUENTE: https://noticiasdeabajo.wordpress.com/2016/02/10/medicos-argentinos-y-brasilenos-senalan-como-posible-causa-de-las-microcefalias-al-uso-de-un-larvicida-quimico-en-los-suministros-de-agua-potable/

Dengue ,chikungunya y zika :El mapa de expansión coincide con el de la deforestación , sojización y uso del glifosato, que mata predadores del mosquito




11 de febrero| Alberto J. Lapolla, Ingeniero Agrónomo genetista e Historiador. Director del Instituto de Formación de la CMP |

En los últimos años la invasión de mosquitos de las especies Aedes sp y Culex sp. invadieron amplios espacios de nuestro país especialmente de Pampa Húmeda, extendiéndose mucho más allá del verano, que es la estación donde suelen aflorar masivamente. El fenómeno fue particularmente notable en 2008 cuando la invasión duró casi hasta el mes de mayo, pese a que la temperatura había descendido lo suficiente como para acabar con ellos.

Para quienes seguimos de cerca el desarrollo de los hechos ambientales argentinos, el hecho no pasó desapercibido y tratamos de llamar la atención respecto de ¿qué ocurriría si la especie a propagarse no fuera la perteneciente al Aedes común o al Culex ‘doméstico’ sino el temible Aedes aegypti, vector de la Fiebre Amarilla y el Dengue?.

Incluso en 2007 y 2008 hubo casos de fiebre amarilla en Bolivia, Paraguay, Brasil y Norte argentino, que se adjudicó a viajeros provenientes de los países hermanos. En la oportunidad señalamos la equivalencia del mapa correspondiente a la invasión mosquitera, con el que la multinacional Syngenta llamaba de ‘la Repùblica Unida de la Soja’, es decir, la región comprendida por las zonas de Bolivia, Paraguay, Argentina, Brasil y Uruguay sembradas con el mágico poroto transgénico forrajero producido por Monsanto, y rociado abudantemente con su agraciado herbicida ‘matatodo’ glifosato, conocido como Round up, acompañado por sus compañeros de ruta, tales como el 2-4-D, la Atrazina, el Endosulfán, el Paraquat, el Diquuat y el Clorpirifós, entre algunos otros.

En ese momento -junto a otros ambientalistas del resto del continente- señalamos la rara coincidencia de ambos mapas, mucho mas notable en el caso de la expansión de la epidemia de Fiebre Amarilla de 2007-2008 y de la epidemia de mosquitos ‘domésticos’ de 2008.

Así las cosas, preferimos suponer, que cualquier vinculación del raro fenómeno ambiental con la utilización masiva y descontrolada del glifosato y el área sojizada, no podía sino ser parte de una conspiración antimonsantiana o de mentes calenturientas que ven catástrofes ambientales por todos lados y no creen lo que dice la empresa multinacional o sus repetidoras de AAPRESID, la FFA, o Clarín Rural, respecto de la ‘absoluta inocuidad’ de los casi trescientos millones de litros de pesticidas arrojados por el complejo sojero sobre el ambiente agropampeano. Pero.. que las hay, las hay..

Así llegamos a la epidemia de dengue de 2009 y ¡oh, casualidad¡, la misma vuelve a coincidir con gran parte del área sojera sudamericana, y se basa en una expansión desorbitada de la población de mosquitos. Cualquier profesor de Ecología o de Biología -no empleado en una multinacional, o en un programa de investigación universitario financiado por ellas- preguntaría, ¿es qué habrá desaparecido algún predador natural del mosquito? o ¿es que el mosquito habrá aumentado su fuente de alimentaciòn de manera desorbitante? Pues la primera es la pregunta correcta y por ende le corresponde la respuesta correcta, si es que el docente desea hacerse la pregunta, claro está.

El glifosato, la Atrazina, el Endosulfàn, el 2-4-D, el Clorpirifos, el Diquat y el Paraquat, casualmente matan peces y anfibios -sapos, ranas, escuerzos, etc- es decir a los predadores naturales de los mosquitos, a los que consumen tanto en su estado larval como de adultos. Pero si esto es así cómo es que nadie lo advirtió…

Pero hay más, pues la cosa no es tan directa, sino multivariada y compleja como todos los fenómenos ambientales. Si bien la epidemia de dengue que sorpresivamente ha atacado a nuestro país, tiene su origen en la propagación de la epidemia que afecta a la hermana República de Bolivia, la misma tiene su causa principal en el calentamiento global que afecta a nuestro planeta, que al producir el aumento de las temperaturas mínimas y medias extiende las enfermedades llamadas tropicales, (paludismo, fiebre, amarilla, dengue, malaria y otras) hacia las regiones templadas, es decir la Argentina. Esa es la razón principal de porqué volvió el dengue a nuestro país, el cual había sido eliminado durante los años cincuenta gracias a la encomiable labor del Dr. Ramón Carrillo. Sin embargo, cabe ubicar algunas otras relaciones causales del múltiple complejo ambiental que afecta a la expansión de una enfermedad como el dengue.

A las políticas de destrucción del Estado y sus controles aplicadas durante los noventa, que cesaron las fumigaciones preventivas, y a la falta de nuevos productos químicos para combatir al insecto vector Aedes aegypty, que las multinacionales del negocio agrotóxico no desarrollan debido a que según ellas ‘no es negocio, pues los países tropicales, principales destinatarios de los productos son malos pagadores’, debemos en el caso argentino sumar la tremenda expansión del área sojizada en Pampa Húmeda y extensas regiones del NEA y del NOA, lindantes con Bolivia, Brasil y Paraguay. 
(Es el caso de la provincia de Salta ).

Así, la sojización mantiene una doble línea de influencia sobre la expansión del dengue. Por un lado el complejo de agrotóxicos utilizados para el sistema de la Siembra directa-sojaRR, se basa en el uso masivo de glifosato, endosulfán, clorpirifos, 2-4-D, atrazina, paraquat, y otros pesticiadas. Todos poseen una fuerte acción devastadora sobre la población de peces y anfibios, predadores naturales de los mosquitos, transmisores del dengue y la fiebre amarilla. Esto puede comprobarse por la casi desaparición de la población de anfibios en pradera pampeana y en sus cursos de agua principales, ríos, arroyos, lagunas y bosques en galería, así como el elevado número de peces que aparecen muertos en los mismos o por la aparición de los mismos con fuertes deformaciones físicas y con graves afectaciones en su capacidad reproductiva, como han informado reiterados estudios e investigaciones de diversas instituciones de Pampa Húmeda. Podríamos señalar sin exagerar que los anfibios –principales predadores de mosquitos y otros insectos- son cosa del pasado en el territorio sojizado, arrasado por el cocktail de agrotóxicos utilizados por los productores en el sistema de Siembra Directa.

Un segundo elemento del relación entre la sojización y la epidemia de dengue, se ubica en la enorme deforestación producida en las áreas boscosas y de monte de las regiones del NEA y del NOA, lo cual destruye el equilibrio ambiental de esas regiones, liquidando el refugio y hábitat natural de los predadores de otros predadores de los mosquitos, permitiendo el aumento descontrolado de su población, tal como se viene comprobando en los últimos años, sólo que en este último correspondió a la población de Aedes aegypty y no al Aedes común o al Culex, como en años anteriores. El crecimiento desusado de la población de mosquitos es la causa principal de la expansión de la epidemia del dengue según señalan la mayoría de los especialistas y su relación con los agrotòxicos de la soja es casi directa.

Esta relación no es una relación causa-efecto simple, sino parte de las cadenas concatenadas de fenómenos que caracterizan a los procesos ambientales, y que por lo mismo son en general difíciles de estudiar o de señalar, mediante una mirada simplista de la relación causa-efecto, sin embargo es imposible negar la relación entre la destrucción de los predadores de los mosquitos que provoca la sojización por vía de los venenos que se usan para su cultivo, como por obra de la depredación de los montes y bosques nativos que produce su cultivo descontrolado, y por ende su responsabilidad central en la existencia de la actual epidemia de dengue. Una mancha más a cargar en el disparate sojero.

Portafolio

Los plaguicidas agregados al suelo y su destino en el ambiente



INTA
"El suelo es un recurso natural no renovable a escala de vida humana que se puede conceptualizar como un reactor biofísico-químico con funciones potenciales de filtración, amortiguación, depuración y regulación de los ciclos biogeoquímicos. La presencia de plaguicidas en distintas matrices ambientales indica un agotamiento en la capacidad del suelo de funcionar como reactor. El suelo, al operar como una interfase entre el aire y el agua, estaría provocando un impacto en estos dos recursos vitales. La presencia de plaguicidas en distintos compartimentos ambientales genera una preocupación genuina en la sociedad."
Desde diferentes organismos del Estado Nacional se ha generado y publicado información sobre distintos plaguicidas agregados al suelo y su destino en el ambiente, llegando a describir procesos físico-químicos y biológicos básicos que ocurren una vez que estas moléculas están en el medioambiente.

Como hemos expuesto en este documento, el suelo es un recurso natural no renovable a escala de vida humana que se puede conceptualizar como un reactor biofísico-químico con funciones potenciales de filtración, amortiguación, depuración y regulación de los ciclos biogeoquímicos (Comerford, 2014). La presencia de plaguicidas en distintas matrices ambientales indica un agotamiento en la capacidad del suelo de funcionar como reactor. El suelo, al operar como una interfase entre el aire y el agua, estaría provocando un impacto en estos dos recursos vitales. La presencia de plaguicidas en distintos compartimentos ambientales genera una preocupación genuina en la sociedad. El sistema científico-tecnológico ligado a la producción agropecuaria debe tener una posición que jerarquice la discusión y establezca un mensaje claro. El manejo de los suelos, los sistemas de labranzas, los sistemas ecológicos, las tecnologías de procesos, la reducción de dosis de plaguicidas y el uso de insumos en el marco de las buenas prácticas agrícolas, entre otras prácticas agronómicas, son herramientas a debatir para proponer, desde INTA, alternativas al modelo agropecuario actual.
Para acceder a la publicación (PDF) haga clic en el enlace a continuación y descargue el archivo:
Los plaguicidas agregados al suelo y su destino en el ambiente:

http://inta.gob.ar/sites/default/files/inta_plaguicidas_agregados_al_suelo_2015.pdf
Nuevo libro de INTA disponible en la web: Los plaguicidas agregados al suelo y su destino en el ambiente

Este libro surge como una iniciativa del Proyecto Nacional de Suelo, para poner a disposición de los profesionales interesados el estado del arte de la problemática del uso de los plaguicidas en la Argentina. Se puede descargar de forma gratuita del sitio de INTA Balcarce.

Descargar archivos de este documento

El año 2015 fue declarado por la Organización de Naciones Unidas (ONU) como el Año Internacional del Suelo. Para conmemorar esta declaración los profesionales participantes del Proyecto Nacional de Suelo (PNSuelo-INTA) 1134044: “Destino ambiental y degradación de los plaguicidas agregados al suelo” realizaron dos actividades relevantes.

“Por un lado, compilamos un libro Los plaguicidas agregados al suelo y su destino en el ambiente, que tiene por objetivo poner a disposición de los profesionales interesados el estado del arte de la problemática del uso de los plaguicidas en la Argentina” explicó la Ing. Virginia Aparicio de INTA Balcarce.

El libro consta de seis secciones:
 1) Breve descripción acerca del Marco Legal Argentino del uso e impacto ambiental de plaguicidas agregados al suelo;
 2) Estadística que relaciona la producción agropecuaria nacional y la utilización de plaguicidas, reportando la información generada hasta las campañas del año 2013;
 3) Reseña sobre métodos y equipamientos de uso actual para detectar y cuantificar residuos de plaguicidas;
 4) y 5) Recopilación de información científica acerca de la detección de residuos de plaguicidas, de los procesos que sufren los plaguicidas luego de ser aplicados al suelo y el impacto ambiental que se suscita por la incorporación de los mismos al ambiente. La fuente de información citada en estas secciones consta de artículos científicos que han sido publicados hasta la fecha, en revistas nacionales e internacionales con referato, entendiendo de esta manera que se ha cumplido el método científico y se ha llevado a cabo la revisión por parte de pares; 
6) Integración de la información presentada a modo de consideraciones finales, que estuvo fuertemente nutrida por los debates generados en las Jornadas Regionales antes mencionadas.

Además, continuó Aparicio “Organizamos Jornadas Regionales para profesionales de INTA con el objetivo de compartir el conocimiento científico generado en Argentina hasta el momento sobre la relación Suelo –Plaguicidas”. En todos los casos se convocó a Investigadores, extensionistas, Coordinadores de Proyectos Regionales con Enfoque Territorial, Programas Nacionales, Proyectos Integradores, Proyectos Específicos y Módulos así como representantes de la Agricultura Familiar de cada centro regional para intercambiar opiniones sobre ésta temática, luego de presentar resultados publicados y preliminares.


El libro está disponible en el sitio web de INTA Balcarce: http://inta.gob.ar/documentos/los-plaguicidas-agregados-al-suelo-y-su-destino-en-el-ambiente

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...